Voces

Los cristianos palestinos y la defensa de la igualdad de derechos

Yusef Daher

Cambiando el discurso

wesbl

+ ARTICLES

RESUMEN

El autor de este artículo de opinión explica cómo los cristianos palestinos han cambiado su discurso de resistencia y su visión de una futura solución política para las cuestiones de ocupación y paz entre Israel y Palestina. Después de ser pioneros en la revolución palestina, en la lucha armada y en la primera intifada, los cristianos palestinos empezaron a cambiar su discurso en la segunda intifada y, a partir de entonces, se han aventurado en otro rol de liderazgo, en la resistencia creativa y no violenta para acabar con este interminable conflicto de facto, a través de una teología de la liberación y una visión lógica de respeto a los derechos humanos de todos en la región.

• • •
01

Introducción

Los cristianos palestinos, pueblo de Palestina desde antes incluso de Jesucristo y de la iglesia primitiva, son parte integrante de los muchos pueblos que han habitado esta tierra por siglos. Vienen de diferentes y mezcladas etnicidades y culturas, incluyendo cananeos, árabes, palestinos, judíos y nabateos.

Palestina, originariamente parte de la Gran Siria, se sitúa entre el mar Mediterráneo y el río Jordán de oeste a este, tiene el mar Rojo al sur y las fronteras del Líbano y los Altos del Golán sirios al norte.

Los cristianos palestinos han sido asociados a distintas denominaciones cristianas, entre ellas la iglesia ortodoxa, las iglesias ortodoxas orientales, el catolicismo (ritos occidentales y orientales), el anglicanismo, el luteranismo y otras ramas del protestantismo. Representan entre un 6% y un 7% de los 12 millones de palestinos, con aproximadamente 70% viviendo fuera de Palestina o Israel. Su idioma es tanto el dialecto local del árabe palestino y del árabe clásico como el árabe moderno estándar. En 2009, se estimó que serían 50.000 los cristianos en territorios palestinos, la mayor parte en la Ribera Occidental, con aproximadamente 3.000 en la Franja de Gaza. La mayoría de los cristianos palestinos (75%) viven en la diáspora palestina.

Los cristianos palestinos han resistido a toda suerte de ocupación junto con sus hermanos y hermanas de distintas fes. Ellos resistieron a la opresión de los otomanos lado a lado con judíos y musulmanes. También lucharon contra el mandato británico sobre Palestina. Tras el término del mandato británico en 1948, musulmanes y árabes cristianos resistieron a la apropiación de su tierra y al establecimiento del Estado de Israel. Cristianos y musulmanes estuvieron lado a lado contra el proyecto judío-israelí para Palestina. Desde entonces, los cristianos palestinos se convirtieron en pioneros de la revolución, primero en la resistencia armada y luego en la no violencia.11. Más información sobre los cristianos palestinos en “Palestinian Christians in the Holy Land,” Institute for Middle East Understanding, 17 de diciembre de 2012, visitado en el 31 de julio de 2019, https://imeu.org/article/palestinian-christians-in-the-holy-land.

En este artículo de opinión, presento un retrato de la participación de los cristianos palestinos en la defensa de los derechos humanos para su pueblo, particularmente el derecho de se ser libres como iguales en su tierra (autodeterminación y asentamiento en la tierra).

02

Primer punto de inflexión: el discurso de la resistencia tradicional

Al inicio de la primera intifada, en 1987,22. Las intifadas fueron dos levantamientos palestinos contra Israel, el primero a fines de los años 1980 y el segundo a principio de los 2000. Las intifadas tuvieron un efecto dramático sobre las relaciones palestino-israelíes; la segunda en particular es vista como el hito que marca el fin de la era del proceso de negociación de la década de 1990 y la inauguración de una nueva y más oscura era para las relaciones entre Palestina e Israel. Ver Nami Nasrallah, “The First and Second Palestinian Intifadas,” in Routledge Handbook on the Israeli-Palestinian Conflict, eds. David Newman and Joel Peters (Abingdon: Routledge, 2013): 56-68. En 2015, hubo un aumento de la violencia en el conflicto palestino-israelí iniciado en septiembre de ese año, que duró hasta mediados de 2016, conocido como la “Intifada de los Individuos” por los israelíes o la “Intifada de los Cuchillos”. los cristianos palestinos eligieron la desobediencia civil no violenta contra las políticas israelíes. Para ese entonces, las personas de Beit Sahour (una localidad adyacente a Belén con una mayoría cristiana, ocupada por las fuerzas israelíes en 1967) se negaron a seguir pagando los mismos impuestos puesto que no contaban con los derechos y servicios adecuados. Su consigna era “Ninguna tributación sin representación”.

Durante la segunda intifada, los cristianos palestinos se desviaron de la resistencia tradicional y se alejaron de la violencia y la militarización. El desequilibrio en el poder de lucha era demasiado obvio para ellos. En su lugar, muchos líderes cristianos palestinos se empezaron a involucrar más con organizaciones vinculadas a la Iglesia, tales como YMCA, YWCA, clubes y scouts, SABEEL, Wiam, Instituto Educativo Árabe, etc., y otras organizaciones no gubernamentales que entonces se acercaban a su liderazgo religioso.

Para las navidades de 2000, por ejemplo, yo reuní a un grupo de amigos próximos y establecimos juntos lo que entonces llamamos el Comité Laico de la Tierra Santa. Era una iniciativa de resistencia que ofrecía a los cristianos palestinos una alternativa a la disparidad de la lucha militar. Tratábamos de interpretar los desarrollos políticos y los comunicábamos a los líderes religiosos locales e internacionales, al igual que a la comunidad internacional. De alguna manera, nos convertimos en agentes de un discurso que bregaba a favor de nuestro pueblo. Pero, pese a estos esfuerzos, a nuestra confianza en el derecho internacional33. El derecho internacional se volvió una arena importante de tensión regional e internacional desde el nacimiento del Estado de Israel en 1948, lo cual resultó en varias disputas entre una serie de países árabes e Israel. Los principales puntos de disputa (también conocidos como “cuestiones fundamentales” o “cuestiones relativas al estatuto definitivo”) son: (1) la anexión por parte de Israel de Jerusalén Oriental (Israel también ha anexado los Altos del Golán, pero ese territorio no es reivindicado por los palestinos), la instalación de asentamientos israelíes en territorios palestinos y la construcción del muro de Cisjordania; (2) cómo deberían decidirse las fronteras entre Israel y un Estado palestino; (3) el derecho de regreso de los refugiados palestinos de las guerras de 1948 y 1967. Ver: Beth A. Simmons and Richard H. Steinberg, International Law and International Relations (Cambridge: Cambridge University Press, 2007). y al hecho de que la paz debe ser posible, fuimos siendo testigos de más y más violencia y odio. La segunda intifada resultó en la muerte de más de 6.300 palestinos y 1.178 israelíes entre 2000 y 2005.

03

Segundo punto de inflexión: el reconocimiento de que los intentos actuales no están funcionando

Hoy, después de negociar la paz durante 20 años,44. El período del proceso de paz remonta los años 1970, pero en el contexto de la negociación entre Palestina e Israel de cambiar tierra por paz, el Acuerdo de Oslo de 1993 es la fecha comúnmente referida para la supuesta solución de dos Estados alcanzada con base en las fronteras de 1967. Ver id.ibid. los israelíes todavía siguen construyendo en la tierra que se supone debe ser liberada para los palestinos. Cuando las negociaciones empezaron, había 100.000 asentados en la Ribera Occidental. ¡Ahora son más de 620.000!55. “Statistics on Settlements and Settler Population,” B’Tselem, 16 de enero de 2019, visitado el 31 de julio de 2019, https://www.btselem.org/settlements/statistics.

En lugar de tener paz entre los dos pueblos, lo que tenemos es un muro,66. La barrera o muro israelí de Cisjordania es una separación en la Ribera Occidental o a lo largo de la Línea Verde. Israel considera que es una barrera de seguridad contra el terrorismo, mientras que los palestinos la llaman muro de segregación racial o apartheid. Con un largo total de 708 kilómetros, la frontera trazada por la barrera tiene más que el doble del largo de la Línea Verde, con un 15% corriendo a lo largo de la misma o en Israel, mientras el restante 85% corta por momentos a 18 kilómetros hacia dentro de la Ribera Occidental, aislando a aproximadamente 25.000 palestinos de la mayor parte de ese territorio. La barrera se construyó durante la segunda intifada (2000) y fue defendida por el gobierno de Israel como necesaria para frenar la ola de violencia dentro de Israel que el levantamiento habría traído acarreada. Ver: Dona J. Stewart, The Middle East Today: Political, Geographical and Cultural Perspectives (Abingdon: Routledge, 2013). que tomó más tierra de la Ribera Occidental, dividiéndolos aún más. Los israelíes, de un lado viven una vida normal, disfrutando de la tierra y el agua. Los palestinos, del otro, se encuentran privados de la libertad de movimiento, de acceso a su culto y a su sustento.

Se les prometió a los palestinos acceso y reconciliación, pero recibieron más odio y opresión, corrupción y manipulación. Empezaron ellos entonces a darse cuenta de que el proceso de paz era una gran mentira, y una oportunidad solamente para los israelíes de tomar más tierra, mientras la vida para los palestinos se volvía cada vez más insoportable. Fue cuando pasamos a preferir la palabra “Justicia” en vez de la palabra “Paz”.

Los israelíes no parecen estar convencidos de la solución de los dos Estados.77. “Two-State Solution Israeli-Palestinian History,” Encyclopedia Britannica, 2018, visitado el 31 de julio de 2019, https://www.britannica.com/topic/two-state-solution. La mayoría de ellos no acepta que esta tierra pueda ser dividida. Sus líderes partidarios han hablado muchas veces sobre la anexión por parte de Israel de lo que queda de la Ribera Occidental.

Sin embargo, no es suficiente culpar al otro. Los palestinos también están divididos entre un liderazgo político-religioso del Hamas en Gaza y un liderazgo político más secular en Ramala que es visto como corrupto y debilitado por la ocupación y la naturaleza unilateral de los acuerdos de paz.

Para sacar a los pueblos de esta tierra de este ciclo de violencia, nos vemos obligados a leer el pasado en otra clave diferente y, por consiguiente, el futuro también.

04

Momento de revisión: la necesidad de un nuevo discurso

Entendemos que la dignidad de una persona tiene mucho valor. Entendemos que el significado religioso es un canal que conduce a la dignidad. Reconocemos asimismo que vivir bajo ocupación es una humillación. Si bien creemos que con esperanza los pueblos pueden superarse y perdurar, también entendemos que sin dignidad estos se pueden sentir desalentados a punto de perder la esperanza y la fe.

Durante los últimos cinco años de negociaciones suspendidas – sin guerra pero también sin paz, con los continuos asentamientos ilegales en la Ribera Occidental y el control unilateral de cada aspecto de la vida de los palestinos por parte de los israelíes – esta generación, especialmente la juventud, ha perdido la confianza. No solo en la promesa de justicia y legitimidad internacional, sino también en sus líderes, ya sean religiosos o políticos. Han perdido además el respeto por sus padres, que les hicieron heredar un siglo de humillación. Necesitamos un nuevo discurso.

La idea de un nuevo discurso ya aparece en la declaración de 2006 de los líderes de los cristianos palestinos que reflejaba la posición de los Jefes de las Iglesias de Jerusalén durante las negociaciones de Camp David:

Distintas soluciones son posibles. La ciudad de Jerusalén debe permanecer unida, pero la soberanía en este caso debe ser compartida, ejercida de acuerdo con un principio de igualdad tanto por los israelíes como por los palestinos. No obstante, la ciudad debe también ser dividida si ese es el deseo de los pueblos que aquí viven, con dos soberanías diferentes, con el objetivo de alcanzar una verdadera unidad de corazones en ambas partes de la ciudad.88. “Status of Jerusalem, Patriarchs and Heads of the Local Christian Churches in Jerusalem, 2006,” World Council of Churches - Oikoumene, 29 de septiembre de 2006, visitado el 31 de julio de 2019, https://www.oikoumene.org/en/resources/documents/other-ecumenical-bodies/status-of-jerusalem-patriarchs-and-heads-of-the-local-christian-churches-in-jerusalem-2006/.

De manera similar, la idea de un nuevo discurso la articuló bien, en febrero de 2016, La Comisión por Justicia y Paz de la Iglesia Católica de la Tierra Santa:

Cambiar la situación. Sacudirla para que salga de su inmovilidad. Hay espacio suficiente en esta tierra para todos nosotros. Tengamos todos la misma dignidad e igualdad. Sin ocupación y sin discriminación. Dos pueblos viviendo juntos y amándose los unos a los otros conforme a la manera que elijan. Ellos son capaces de amarse y hacer la paz juntos.99. “Catholic Church: a New Vision for Justice and Peace!,” Kairos Palestine, febrero de 2016, visitado el 31 de julio de 2019, http://www.kairospalestine.ps/index.php/resources/statements/133-catholic-church-a-new-vision-for-justice-and-peace.

La Coalición Nacional de 32 Organizaciones Cristianas en Palestina llamó al presente período el “Momento imposible” en su carta abierta a la Familia Ecuménica.1010. “Open Letter from The National Coalition of Christian Organizations in Palestine to the World Council of Churches and the Ecumenical Movement,” Kairos Palestine, 12 de junio de 2017, visitado el 31 de julio de 2019, http://www.kairospalestine.ps/index.php/kairos-palestine-blog/231-nccop-open-letter-to-the-wcc. Estas organizaciones reivindicaron un rol más activo de las Iglesias Internacionales para poner fin a esta situación de sufrimiento.

A pesar de estos esfuerzos ecuménicos, el presidente Donald Trump reconoció a Jerusalén como la capital de Israel en 2017. Los palestinos se llenaron de indignación y tristeza. Este reconocimiento ilegal dio luz verde a políticas más agresivas contra la población no judía, sobre todo cristianos palestinos y musulmanes, sobre la propiedad de la Iglesia y la santidad de la mezquita de Al-Aqsa. Dar a Israel la soberanía exclusiva sobre la ciudad se considera un movimiento ilegal y peligroso. La posición de Estados Unidos ha alentado asimismo al partido gobernante del Likud1111. El Likud (La Consolidación), oficialmente Movimiento Nacional Liberal Likud, es un partido político israelí de centro-derecha y derecha. Fue fundado en 1973 como partido secular por Menachem Begin y Ariel Sharon en una alianza con varios partidos de derecha. a votar unánimemente a favor de anexar la Ribera Occidental como política.

En respuesta, los líderes de las Iglesias se encontraron con el presidente palestino Mahmoud Abbas y el rey Abdullah de Jordania y tuvieron una conferencia de prensa en Belén después del anuncio del presidente Trump. En una declaración oficial, los dirigentes de las Iglesias advirtieron: “La exclusividad de la Ciudad Sagrada llevará a realidades muy sombrías”.1212. Citado por el Rev. Dr. Olav Fykse Tveit, secretario general del Consejo Mundial de Iglesias. Address at the opening session of “Al-Azhar Al-Sharif International Conference on Supporting Jerusalem,” World Council of Churches - Oikoumene, 17 de enero de 2018, visitado el 31 de julio de 2019, https://www.oikoumene.org/en/resources/documents/general-secretary/speeches/al-azhar-al-sharif-international-conference-on-supporting-jerusalem.

El rol de la iglesia al presentar un nuevo discurso en los asuntos diplomáticos se ha revelado recientemente. En 2018, las Iglesias de Jerusalén estaban preocupadas y resistentes a las políticas israelíes. El patriarca ortodoxo griego Theophilos III se pasó varias semanas advirtiendo sobre la nueva propuesta de legislación que se estaba discutiendo en el Knéset. La legislación permitiría al Estado confiscar tierras eclesiales al final de los períodos de arrendamiento y ofrecer una compensación a las compañías en la cuales se construyeran los proyectos residenciales.1313. “‘Enough is Enough’ - The Closure of the Church of the Holy Sepulchre in Jerusalem,” Middle East & Europe - Global Ministries, 26 de febrero de 2018, visitado el 31 de julio de 2019, https://www.globalministries.org/_enoug_is_enough_the_closure_of_the_church_of_the_holy_sepulchre_in_jerusalem.

En protesta, en febrero de 2018, los dirigentes de las Iglesias tomaron una medida sin precedentes al cerrar la Iglesia del Santo Sepulcro por tres días. Se trata del lugar más importante para los peregrinos que visitan la Tierra Santa, en la medida en que el complejo de la Iglesia incluye los sitios del Gólgota, donde Jesús fue crucificado y también su tumba. La protesta forzó al primer ministro israelí Benyamin Netanyahu a suspender las medidas legislativas agresivas hasta nuevo aviso.1414. “Holy Sepulchre Reopens After Three-Day Closure,” Serbian Orthodox Church, 28 de febrero de 2018, visitado el 31 de julio de 2019, http://www.spc.rs/eng/holy_sepulchre_reopens_after_threeday_closure.

Los cristianos palestinos siguen buscando una forma de salir de su sufrimiento continuado. Nueve años después de que el documento Kairos Palestina fue publicado en 2009,1515. Kairos Palestina es una organización que quedó conocida inicialmente por su publicación en Belén, en diciembre de 2009, del documento Kairos Palestina, un llamado de un grupo de cristianos palestinos a los cristianos del mundo para poner fin a la ocupación israelí, disponible en “A Moment of Truth: A Word of Faith, Hope, and Love from the Heart of Palestinian Suffering,” Kairos Palestine, 2009, visitado el 31 de julio de 2019, https://www.kairospalestine.ps/index.php/about-us/kairos-palestine-document. la conferencia Kairos Palestina de 2018 reafirmó que

La verdadera paz no puede ser alcanzada por el miedo al otro o por la separación respecto a él. Ella solo es alcanzada cuando tanto los oprimidos como los opresores son curados y redimidos; y se consideran los unos a los otros como iguales en dignidad y valor. Dios puede y lo hará todo nuevo, pero él nos usará a nosotros, los fieles, para lograrlo.1616. “Kairos Palestine 9th Anniversary Conference Statement,” Kairos Palestine, diciembre de 2018, visitado el 31 de julio de 2019, https://www.kairospalestine.ps/index.php/kairos-palestine-blog/267-kairos-palestine-9th-anniversary-conference-statement.

05

En conclusión: una nueva visión, una democracia binacional llamada Israel-Palestina

Algo que los cristianos palestinos tienen en común es que se sienten orgullosos de todavía estar aquí y seguir sobreviviendo: eso atestigua su fe. Juntos con sus líderes religiosos, ellos piden y trabajan por una Jerusalén inclusiva, compartida por dos pueblos viviendo en ella. Ese es el centro de su vida y de su fe.

Una solución de dos Estados ya no parece ser una opción. Sin nada restando en la mesa de negociación, los palestinos en general y los cristianos en particular deben volver a las bases. A fin de no rendirse a la injusticia, y para brindar dignidad a nuestras nuevas generaciones, nosotros, cristianos palestinos, nos comprometemos con una nueva visión. Lo expresamos alto y claramente. Solo podremos ver dignidad, justicia y paz cuando todos en esta tierra gocen de iguales derechos en un único país llamado Israel-Palestina.

Los Ordinarios católicos de la Tierra Santa recientemente presentaron su visión:

Creemos que la igualdad, sean cuales sean las soluciones políticas adoptadas, es una condición fundamental para una paz justa y duradera. Hemos vivido juntos en esta tierra en el pasado, ¿por qué no podríamos hacerlo en el futuro también? Esta es nuestra visión para Jerusalén y para toda una tierra llamada Israel y Palestina, entre el río Jordán y el mar Mediterráneo.1717. “Assembly of Catholic Ordinaries Calls on People of Holy Land to Build Bridges of Respect and Love,” Latin Patriarchate of Jerusalem, 22 de mayo de 2019, visitado el 31 de julio de 2019, https://www.lpj.org/assembly-catholic-ordinaries-invites-people-of-the-holy-land-to-build-bridges-of-respect-and-love/.

Como los habitantes de esta tierra son grupos multiétnicos, judíos, cristianos, musulmanes, drusos, bahaíes, armenios, rusos, etíopes, entre otros; y como provienen de distintos orígenes, cananeos, árabes, judíos, nabateos, filisteos, etc., solo podemos vislumbrar una solución que sea multinacional, multicultural, multirreligiosa.

Políticamente, un Estado democrático que lindaría con el Líbano, Jordania, Siria y Egipto. Se darían derechos plenos y ciudadanía a todos los nacidos allí, incluidos los refugiados regresados y los inmigrantes descendientes de israelíes, además de aquellos que viven actualmente en el territorio.

Una solución de una entidad es la única solución en la cual la justicia del cielo y la justicia terrena podrían besarse, como dice la Biblia (Salmos 85.10). Después de todo, como cristianos, creemos que Dios nos creó a su semejanza y que somos igualmente amados como hijos e hijas. Con los habitantes de Israel-Palestina viviendo bajo un Estado democrático, la autodeterminación sobre una base de igualdad estaría asegurada. Todo ser humano gozaría de plenos derechos como ciudadano.

La larga agonía de los pueblos bajo ocupación o en campos de refugiados debe terminar. La confianza en un futuro mejor debe tomar el lugar del miedo. La dignidad debe tomar el lugar de la humillación. Compartir en lugar de dividir y separar. La pertenencia a una raza humana en lugar de leyes y legislaciones racistas.

Vivimos juntos en el pasado durante miles de años, ¿por qué no podemos hacerlo en el futuro?

Yusef Daher - Palestina

Nacido en Jerusalén en 1966, Yusef Daher tiene es máster en Peregrinación y Turismo por la Universidad Metropolitana de Londres. Profesor de Turismo Saliente en la Universidad de Belén, ha escrito varios artículos en los campos de la política, economía, desarrollo y turismo y es autor de numerosos trabajos sobre los cristianos palestinos y Jerusalén. Fue director ejecutivo de la Asociación Árabe de Hoteles y de la Asociación de los Operadores de Turismo Receptivo de la Tierra Santa y consultor para PalTrade-UE en el estudio de diagnóstico y estrategia para el turismo como sector de servicio de exportación. Es uno de los autores del documento de Kairos Palestina “El momento de la verdad”. Actualmente ocupa el puesto de secretario ejecutivo del Centro Interiglesias de Jerusalén.

Recibido en Junio de 2019

Original en Inglés. Traducido por Celina Lagrutta.